[vc_row content_placement=”middle”][vc_column width=”2/3″][vc_column_text css_animation=”top-to-bottom”]Entender adecuadamente cual es el modelo de negocio de nuestra empresa es fundamental, ya sea que se trate de una empresa en marcha, o una que este por iniciar, lo es también si tu negocio es total o parcialmente digital, o sea a través de Internet. ¿Por qué? porque el modelo de negocio, por definición,  determina la forma en que vamos a obtener ganancias, que representa en buena medida el valor que necesita alcanzar la empresa para justificarse,  y prolongar  su permanencia en el mercado por tiempo indefinido. El análisis del modelo de negocio de nuestra empresa, es sobretodo un medio que permite la innovación, tarea obligada en la actualidad donde lo único permanente es el cambio. Todo esto nos enfrenta a una realidad  fundamental  “Para generar valor para nuestra empresa es necesario generar valor para nuestros clientes, y para todos los involucrados directa o indirectamente con ella”. Lo anterior constituye la esencia de la estrategia mercadológica, y la parte fundamental de cualquier modelo de negocio.[/vc_column_text][/vc_column][vc_column width=”1/3″][vc_single_image image=”32289″ img_size=”full” alignment=”center”][/vc_column][/vc_row][vc_row][vc_column][vc_column_text css_animation=”top-to-bottom”]Las empresas establecidas, sobretodo si tienen muchos años, necesitan cuestionarse si su modelo de negocio sigue siendo el adecuado, si nos garantiza la permanencia por muchos años más. Y es precisamente a través de analizar el modelo de negocio actual como podemos descubrir si seguimos siendo una buena opción para nuestro mercado. Debemos hacer el análisis de nuestro modelo, de tal manera que nos permita conocer si el valor que entregamos a nuestros clientes es suficiente, o mejor planteado si con nosotros logran maximizar el valor obtenido por lo que pagan. No es valioso nuestro producto solo porque lo fue en sus orígenes,  incluso si aparentemente lo sigue siendo, o si en nuestro entorno ya existen mejores alternativas que ofrezcan el mismo valor que ofrecemos nosotros.

La historia de la humanidad esta llena de ejemplos de negocios que fueron rentables durante muchos años, y que un día dejan de serlo porque surge una mejor alternativa a lo que ofrecían. Seguramente  que en este momento se te ocurren varios ejemplos de esos modelos de negocio que dejaron de serlo para siempre. Se dice que en el siglo XX se inventaron y descubrieron más cosas que en toda la historia de la humanidad, pero también que en la ultima década de ese siglo, se descubrieron e inventaron más que en todas las décadas anteriores del siglo. El siglo XXI inicia con esa misma tendencia, de ahí la recomendación de analizar nuestro modelo actual, porque como dice el futurólogo norteamericano Joel Barker:  “Los éxitos del pasado no garantizan los éxitos del futuro, si las cosas cambian”, ¡Y vaya sí que las cosas están cambiando! ¿O no lo has notado?, luego entonces casi por default, surge la exigencia de que necesitamos innovar nuestro modelo.[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row][vc_row][vc_column][gem_quote] “En Ultima instancia, la innovación en modelos de negocios consiste en crear valor para las empresas, los clientes y la sociedad, es decir, en sustituir los modelos obsoletos”

                                      Alexander Osterwalder “Business Model Generation”

[/gem_quote][/vc_column][/vc_row][vc_row content_placement=”middle”][vc_column width=”2/3″][vc_column_text css_animation=”top-to-bottom”]Alexander Osterwalder e Yves Pigneur, reflexionan profundamente sobre el tema que nos ocupa, y nos invitan hacerlo a través de  su libro, que trata de cómo generar modelos de negocio, y nos exhortan a cuestionarnos: “Lo que debemos preguntarnos es cómo podemos inventar, diseñar y aplicar  eficaces modelos de negocio de forma sistemática; cómo podemos cuestionar, desafiar y transformar los modelos obsoletos y cómo podemos convertir las ideas visionarias en modelos de negocio revolucionarios que desafíen el sistema establecido o lo rejuvenezcan en caso de que seamos los responsables”  Prometen dar respuesta estas interrogantes a través de su libro, y lo hacen.  Los autores de dicho libro, hablando de modelos de negocio, señalan que es  necesario un lenguaje compartido entre aquellos involucrados en el análisis, innovación, o creación de un nuevo modelo, para lo cual proponen una  metodología que denominan CANVAS (Lienzo).[/vc_column_text][/vc_column][vc_column width=”1/3″][vc_single_image image=”32290″ img_size=”full” alignment=”center”][/vc_column][/vc_row][vc_row][vc_column][vc_column_text el_class=”list__item”]En este post exponemos los nueve elementos que integran el método CANVAS, que como podrás observar son los componentes de cualquier modelo de negocios, en el siguiente  post explicaremos con más detalle cada uno de ellos. Por lo pronto trata de definir el modelo de negocio de tu empresa, o de uno de ellos, en base a cada uno de los siguientes componentes del modelo, en Canvas se les llama módulos, y recuerda Canvas es una herramienta para describir, analizar y diseñar modelos de negocios:

  1. Segmentos de mercados, o clientes a los que se les ofrecerá el o los productos para su compra.
  2. Propuesta de Valor. Representa la parte más relevante de un modelo de negocio. Los beneficios que se ofrecen a los clientes, que son la única razón valida por la que nos podrían comprar.
  3. Canales. De comunicación y de disitribución.
  4. Relaciones con los clients.
  5. Fuente de ingresos. De que manera se obtendrán los ingresos.
  6. Recursos clave.
  7. Actividades clave.
  8. Asociaciones clave.
  9. Estructura de costos

[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row]