[vc_row][vc_column][vc_custom_heading text=”¿Todos las Organizaciones deben tener un sitio web?” el_class=”title__heading”][/vc_column][/vc_row][vc_row][vc_column][vc_column_text]Está por demás decir que todos los negocios necesitan y deben tener su sitio web, creo que  eso quedo por sentado ya hace varios años. Desafortunadamente cuando se dio el boom  de los sitios web, las empresas los incorporaban a sus tácticas  de comunicación, no tanto porque percibieran claramente que los necesitaban, sí no que lo hacían porque todos lo estaban haciendo, escuchábamos comentarios tales como: “Si no estás en Internet no existes”  o “Que mal se ve o que anticuado es un negocio”, cuando en sus  tarjetas de presentación no aparece su dirección en Internet, etc.[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row][vc_row content_placement=”middle”][vc_column width=”2/3″][vc_column_text]Y una avalancha de sitios web se nos vino encima, actualmente se calculan más mil millones de sitios, en BC no fuimos la excepción. Y surgieron  desarrolladores de sitios, por todos lados, con propuesta tan engañosas como cotizar sobre la base del numero de paginas que tendría el nuevo sitio, y cobrando precios ridículamente bajos, con la esperanza de compensar lo bajo del ingreso, a través de crear dependencia entre ellos y los clientes, cobrándoles ya no por un soporte profesional, sí no  cada vez  que el dueño del sitio requería hacer cualquier actualización en el mismo, por simple que fuera, lo que ocasiono que prácticamente esos sitios se quedaran estáticos, sin actualización alguna. La combinación entre desarrolladores patito, y  la baja cultura digital entre los propietarios, dio como resultado que los negocios terminaron minimizando la importancia de los sitios web, en el mejor de los  casos algunos solo les dan la relevancia que tiene una  tarjeta de presentación.[/vc_column_text][/vc_column][vc_column width=”1/3″][vc_single_image image=”32317″ img_size=”full” alignment=”center”][/vc_column][/vc_row][vc_row content_placement=”middle”][vc_column][vc_column_text]Y lo peor es que los sitios se quedaron en el olvido de los dueños, pensando que ya habían pasado de moda, cuando en realidad lo que sí pasaban de moda eran esos sitios por falta actualizaciones.  Y  eso sin importar el tamaño de la empresa, en nuestro entorno local hemos encontrado sitios web de marcas muy importantes, que son verdaderos adefesios. Obviamente lo más grave fue el no encontrarle a los sitios funcionalidades o  beneficios, más allá del de colgar una manta del negocio en algún muro. A pesar de que todos los días surgen nuevas tecnologías para crear sitios, como administradores de contenidos (CMS) nuevos formatos, templetes, un sin fin de Plug-ins*, etc. y una gran variedad de todo eso sin costo, bajo el esquema de open source  o  de código abierto.

*Módulo de hardware o software que añade una característica o un servicio específico a un sistema más grande

Sin duda las facilidades para tener un sitio web de primer mundo, son cada día  más variadas y accesibles,  pero lo más importante que hemos logrado, es que cada vez  nos queda más claro la importancia de los sitios web para los negocios. Podemos asegurar que son imprescindibles, independientemente del tipo de negocio: Ya sea que el mercado del negocio sea de consumo (Personas) o de organizaciones, ya sea que preste un servicio, cualquiera que sea, o se venda herramientas y maquinaria pesada, ya  sean grandes compañías, como líneas aéreas o cadenas hoteleras, o que sean micro negocios  de una solo persona, todos necesitan su sitio web y  esto es  por muchas razones.

Seguramente son los sitios web que incluyen  comercio electrónico, o tienda virtual, los que pueden permitir visualizar mejor su relevancia, para hacer negocios y para monetizarlo.  Pero se tenga o no tienda virtual, todos los sitios deben ser relevantes para cada organización.[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row][vc_row content_placement=”middle”][vc_column width=”2/3″][vc_column_text css_animation=”top-to-bottom”]Cualquiera que sea  la misión que la empresa  tenga, debe incorporar en la gestión del sitio web la esencia y practica  de la mejora continua, debemos cuestionarnos sí como es nuestro sitio actual, es  adecuado para atraer y retener a los clientes, por ejemplo ¿Qué tan intuitivo es para su navegación? ¿Agrada a la vista?  ¿Refleja adecuadamente la imagen que debemos dar de la marca? ¿Proporciona toda la información requerida? Y al hacerlo ¿Lo hace de manera  que agrada al usuario? , etc.  En relación al aspecto de los sitios también se da el fenómeno de “lo que está de moda”, pues sí, hay que estar a la moda, porque de  lo contrario corremos el riesgo de vernos obsoletos y anticuados, por supuesto que aquí también se aplica aquello:de  la moda lo que te acomoda”. [/vc_column_text][/vc_column][vc_column width=”1/3″][vc_single_image image=”32318″ img_size=”full” alignment=”center”][/vc_column][/vc_row][vc_row content_placement=”middle”][vc_column][vc_column_text css_animation=”top-to-bottom”]Desde un punto de vista practico, lo más importante para que  nuestro sitio  sea adecuado y pueda obtener una calificación decorosa, es  estar seguros de que se está aplicando los principios del enfoque de mercado (Estar en función del mercado (s) al que nos dirigimos), que en muchos casos solo es cuestión de sentido común. Por ejemplo  si nuestro sitio trasmite confianza a los usuarios /clientes potenciales, que aun no nos conocen. Si el sitio web contribuye o coincide con la imagen de la marca, que se trata de posicionar o si el sitio logra de manera sencilla informar adecuadamente.  Y con respecto a la mercadotecnia digital tener en cuenta que el sitio web es el elemento más  importante, alrededor del  cual todas las otras herramientas de marketing digital deben girar (Redes sociales, contenidos, SEO, SEM, Mailings, etc.).

De ninguna manera es valido lo que algunos piensan, lo he escuchado en varias ocasiones, que las redes sociales suplen al sitio web de la empresa, que con redes sociales, particularmente Facebook, no necesitamos un sitio web. El sitio web es nuestra casa, en donde prácticamente no tenemos limitaciones para hacer y deshacer, en las redes sociales somos huéspedes, tenemos limites  y lineamientos que hay  que respetar,  lo cual es correcto. Las redes sociales deben contribuir, además de ofrecer otros beneficios, a generar trafico a nuestro sitio web, y ya en él,  en nuestra casa,  hacer aquello que se necesite para crear el deseo del los visitantes por nuestros productos, y hacer lo pertinente para  que regresen una y otra vez.

 ¿Es tu sitio el que debería ser?  ¿Cuál es su índice de rebote? (Sesiones en las que el usuario abandona el sitio en la página de entrada sin interactuar con él), ¿Inspira confianza a los que lo visitan?[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row][vc_row content_placement=”middle”][vc_column][vc_column_text css_animation=”top-to-bottom”]

No te pierdas el articulo de la próxima semana, te daremos algunas ideas para mejorar tu sitio.

[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row]